Esclerosis múltiple

Es una enfermedad autoinmunitaria crónica que afecta al sistema nervioso central: el cerebro y la médula espinal.

Dependiendo de las características de los sintomas (gravedad, duración, frecuencia de brotes…) existen diferentes tipos: forma remitente-recurrente, forma progresiva secundaria, forma progresiva primaria y forma progresiva recidivante.

Las neuronas son la parte del sistema nervioso central que se encargan de transmitir las señales al resto del cuerpo. Para facilitar la conducción del impulso nervioso están rodeadas de una cubierta protectora llamada mielina. La esclerosis múltiple se produce por el daño a la vaina de mielina y los impulsos nerviosos disminuyen o se detienen, y como consecuencia aparecen síntomas.

El daño al nervio puede producirse por inflamación, cuando las células inmunitarias del propio cuerpo atacan a las fibras nerviosas, puede producirse a cualquier nivel del sistema nervioso. No se conoce la causa por la que se produce, podría ser una infección, factores genéticos o ambientales.

Los síntomas dependen de las áreas del cerebro y medula espinal lesionadas; y varían entre diferentes personas y momentos, gravedad y duración. Los periodos de síntomas (brote) van seguidos de períodos de reducción o ausencia de los síntomas (remisiones). Es común que la enfermedad reaparezca (recaída).

Los síntomas más frecuentes son:

• FATIGA
• TRASTORNOS VISUALES: VISIÓN DOBLE, MOLESTIAS
• PROBLEMAS DE EQUILIBRIO Y COORDINACIÓN AL ANDAR Y MOVERSE, MAREOS
• ESPASTICIDAD MUSCULAR
• ALTERACIONES DE SENSIBILIDAD: HORMIGUEO,TEMBLOR Y DEBILIDAD
• PROBELMAS EN EL HABLA Y MASTICACIÓN-DEGLUCIÓN
• PROBLEMAS DE VEJIGA E INTESTINALES: INCONTINENCIA O ESTREÑIMIENTO
• PROBLEMAS DE SEXUALIDAD E INTIMIDAD
• TRASTORNOS COGNITIVOS Y EMOCIONALES: ATENCIÓN, MEMORIA, DEPRESIÓN

La esclerosis múltiple afecta más a las mujeres que a los hombres. Se diagnostica con mayor frecuencia entre los 20 y 40 años de edad, pero se puede observar a cualquier edad. En España, 47000 personas tienen esclerosis múltiple.

El diagnóstico de la enfermedad se realiza por criterios clínicos, es decir por lo síntomas que se producen. La resonancia magnética es una técnica muy útil para ayudar al diagnóstico.

Actualmente no existe ningún tratamiento curativo de la esclerosis múltiple. Hay tratamientos que retardan el progreso de la enfermedad conocidos como modificadores de la enfermedad con carácter preventivo (reducen la frecuencia e intensidad de los brotes) y tratamientos sintomáticos.

El objetivo de todo el tratamiento es controlar los síntomas para mantener una calidad de vida normal.

Toda la información de los tratamientos aquí: http://tufarmaceuticodeguardia.org/que-tratamientos-existen-para-la-esclerosis-multiple

La esclerosis múltiple es una enfermedad crónica que puede causar algunas discapacidades con el paso de los años. Las complicaciones derivan de la propia evolución de la enfermedad y son muy variadas, como ejemplo, podría ser: depresión, dificultad para andar o hablar, adelgazamiento de los huesos, infecciones, efectos secundarios de los medicamentos usados para tratar el trastorno…

Fecha de actualización: 23 Febrero 2016

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies